viernes, 11 de septiembre de 2009

Libertad


Cuando reviente la ultima llaga de mis pies, te tendré enfrente y te diré que siempre te quise.
Largos caminos recorrí para poder decir que gracias por vivir junto a mi.

Señalo las marcas que contigo conquiste para enamorar a al mas sutil demonio que habita en mi corazón, rasgue caprichoso la desdicha, y vi un nuevo mundo ante mi.

Caprichosa libertad, Anarkia que emana por los poros de mi piel, eres unica, rebelde por condición.
Solo comparable con la belleza de una mujer, mujer que revoluciona por su condición de ser emancipada en un mundo machista sin sentido donde dominan las bestias, crónicas de desdicha, Sutilezas del poder enfermo de dinero materialista y ulceras de sangre inocente.

No hay comentarios: